Tras visitar unos cuantos días la feria del libro de Madrid, he de destacar en primer lugar la exposición de fotos tomadas desde Satelite, que es simplemente increible y muy impactante.

La mayoría de las imágenes han sido obtenidas por satélites de la Agencia Europea del Espacio (ESA), y constituyen la exposición “Espacio y desarrollo sostenible. Velando por la sostenibilidad del planeta”, organizada por Lunwerg Editores y patrocinada por la Fundación AXA.

Por otro lado me centré en la exposición de autores de novela negra nórdicos, que he de reconocer que no conocía.

Me llevo bastantes nombres interesantes, gracias a una exposición visual con un buen diseño y muy fácil de leer.

Camilla Läckberg (‘La princesa de hielo’), Jens Lapidus (‘Trilogía negra de Estocolmo’) y Äsa Larsson (‘Aurora boreal’) han triunfado al tiempo que Stieg Larsson, aunque con cifras mucho más modestas. Los lectores más iniciados ya conocen al matrimonio Maj Sjöwall y Per Wahlöö, dos nombres de culto en la literatura negra, ‘padres’ de Mankell y Larsson (‘Rosseanna’, ‘El policía que ríe’ y ‘El hombre que se esfumó’ son las tres principales obras de las 10 protagonizadas por el inspector Martin Beck, en la colección Serie Negra de RBA). Arnaldur Indridason (‘La mujer de verde’, ‘Las marismas’, ‘La voz’), Jo Nesbø (‘Némesis’ y ‘Petirrojo’) y Håkan Nesser (‘La mujer del lunar’) son otro nombres a seguir.

]

Por último no pude evitar comprar unos cuantos libros de la saga MundoDisco, que si habéis seguido este blog sabréis que su autor es Terry Pratchett, un genio de la literatura fantástica.

En resumen la feria ha tenido un buen tema central con los autores nórdicos y buenas actividades complementarias como la exposición de fotos y las casetas.

El lado negativo lo puso el tiempo, que lluvia mediante, hizo que se produjera una bajada en las ventas de un 9,5% respecto al año pasado y algunas casetas de patrocinadores hacían excesiva publicidad.

Por otro lado creo que la feria del libro es una ocasión excepcional de ver y compartir unos breves momentos con tus autores favoritos y un mal sitio para ojear libros. Sólo si tienes claros tus gustos y vas a las casetas que te interesan, podrás ver lo que te interesa, ya que la multitud de curiosos que se amontonan en las casetas hace imposible ojear los libros tranquilo.
Destacar que en muchas casetas había descuentos de entre el 10 y el 15% y que este año se podía pagar con tarjeta de crédito en casi todas las casetas.
Anuncios